28 de marzo de 2012

Sí? No? Puede.

No voy a negar que soy una de las personas más raras que conocerás, posesiva, dulce, contradictoria, tímida, malhumorada, sonriente, valiente, feliz, no suelo llamar la atención, estoy tan acostumbrada a pasar desapercibida que sé que pase lo que pase, no tendrá nada que ver conmigo, pero le he cogido el gusto a esta sensación, la sensación de ser parcialmente invisible.
Y sabes porque digo parcial? Por que existen personas en este mundo de oscuridad, personas perdidas entre todo lo demás, lo horrible, personas que son capaces de ver lo que los demás no pueden, personas que aman el interior.
He dicho te quiero cien veces consecutivas, de las cuales noventa y nueve han sido en vano, me miento a mi misma pensando que al menos uno habrá servido de algo, me he probado decenas de pantalones para al final quedarme con el primero que me puse, he besado con dulzura, con pasión, con decoro y con descuido, pero me he dejado la piel en cada uno de ellos.
He bailado con chandal, me he sentido pequeña comiendo chucherías, le he dado la mano a la madurez con las situaciones, la felicidad me ha invadido, he estado cara a cara con el fin, y he atrapado mi sueño después de volar años tras él. 
No trates de sacarme información con palabras, si me miras a los ojos, ellos te lo contarán todo. Mi risa se encargará de hacer que las lágrimas lleguen a tus ojos, mis abrazos harán que cierres los ojos y te olvides del mundo.
Siempre me han gustado las conversaciones nocturnas, suelo empezar y no parar; La distancia no me importa, mi corazón es fuerte y frágil a la vez, es como las puertas blindadas, por muchos impactos que reciba, jamás se inmutará, pero si logras decir las palabras adecuadas, se vuelve completamente vulnerable.
Mientras las demás se pasan noches enteras bailando con tacones, yo no lo hago, y si lo hago, será descalza, no lo dudes, pero recuerda no contarlo jamás, no contar que tuviste el privilegio de ver la música haciendo de mi cuerpo una marioneta.
Me encanta hacer rabiar a los niños pequeños, intentar que digan mi complicado nombre, y ver como se les atasca la lengua, comprobar como cada uno habla un idioma, pero como todos abrazan con la misma dulzura, la dulzura de un alma maculada, de un corazón completo, que no ha sufrido jamás.
Me he puesto delante del espejo de puntillas cientos de veces, y he hecho la marca con la yema del dedo; He apartado las lágrimas de mis mejillas, y he sonreído posteriormente, he sentido el placer que invade cuando te estiras recién levantado.
Llorar con películas románticas, quedarme afónica en un concierto, gritar te amo al viento, poner nata en narices ajenas, hacer fotos que jamás vieron la luz, sentir que el mundo era perfecto, sentir indiferencia, asco, miedo e incluso euforia, he hecho todo eso. Después de años sin darme cuenta de que seguía ahí, he abierto un libro que solo estaba acumulando polvo, he abierto un cuento de la cenicienta y lo he leído como si no me supiera esa historia de principio a fin, he dejado las gotas de agua deslizarse por mi cuerpo, la libertad ha acariciado mi alma.
Un agradable muchacho me enseñó sin quererlo que no solo las esculturas y los cuadros merecen estar en los museos.
Lo he pasado mal, he sentido nostalgia a morir, ganas de volver al pasado, de frenar el tiempo, tal día como hoy, hace un año, lo perdí todo. Aquella mañana me pregunté si algún día podría volver a empezar volver a ser feliz.
¿Pero sabes lo que más he hecho en la vida? Valorar lo que tengo y lo que jamás he tenido, sentir todo, para poder decir que por mi cuerpo han circulado miles de sensaciones.
Incluso diría que no soy especial, que soy más bien ajena al mundo.
Podría arrepentirme de muchas cosas, pero no lo hago, y si lo hiciera, de lo que menos sería es de haber aprendido que el más fuerte es el que asume que cayó y se levanta aún con sangre en las rodillas.
Ser feliz?

Puede ser. Ya lo soy.


2 comentarios:

# Victoria R.C. ∞ dijo...

Es precioso este texto! eso es lo que deberíamos hacer todos de vez en cuando, valorar nuestra vida y ver lo felices que somos sin darnos cuenta!
Un beso, me paso :)
http://believebreathedream.blogspot.com.es/
Pd: Keep Calm and Carry On ∞

Mirfandu dijo...

Gracias!
Me ha sorprendido mucho leer tu entrada. Es preciosa. Hace poco yo publiqué algo parecido, no refiriendose a mi, sino en general y me saca una sonrisa ver que alguien tiene esta filosofia de vida. Eres muy afortunada por lo que tienes. La felicidad es el bien más preciado, disfrutalo. Un beso enorme y muchisimas gracias por alegrarme la mañana conociendote un poquito :D